República Argentina: 3:14:40pm

En la Argentina del total de vacunas recibidas, 15.000.920 son vacunas Sputnik V. Son 10.955.260 del primer componente (de las cuales 1.179.625 fueron producidas por el Laboratorio Richmond), y 4.045.660 del segundo componente (702.500, elaboradas en el Laboratorio 

-argentino- Richmond). Del laboratorio que produce la vacuna AstraZeneca, el país ya cuenta con 13.939.700 vacunas entre las 580.000 de Covishield, las 1.944.000 recibidas por el mecanismo Covax, 10.204.700 provistas directamente por el laboratorio, 400.000 donadas por España y 811.000 por México. En tanto, 17.928.000 son del laboratorio Sinopharm, 200.000 de Cansino, y 3.500.000 de Moderna, donadas por EE.UU. 


Marcelo Figueira

Frente a una crisis como la del coronavirus, que bloqueo la movilidad y noqueó la economía global, la vacuna se perfila como el principal remedio para salir de esta angustia mundial. Es importante tener la vacuna, desarrollada en corto tiempo, pero la vacunación requiere de una campaña, para llegar a todas las personas, en todos los países. Aquí, es donde las potencias mundiales se posicionan, apuntalando la diplomacia para crear nuevas relaciones estratégicas.

En el imaginario  occidental, se creía que Washington estaba bien posicionado para contender la pandemia. Las administraciones de  Donald Trump, como la actual   de Joe Biden, por el alto número de contagios (38.000.000), como por el número de muertes (622.000)   demostró que Washington, por sí solo, fue incapaz de organizar una respuesta efectiva contra el Covid 19, adentro y afuera del país, aseguran los expertos en su informe.

Las vacunas contra el virus, son el instrumento más importante de la actual batalla geopolítica que enfrenta occidente liderado por Estados Unidos con las posiciones multilateralitas como la Federación Rusa y la República Popular China.

Las vacunas son el elemento de geopolítica sanitaria, y los analistas creen que Washington  no puede asistir a sus aliados y socios, poniendo como ejemplo al gobierno de Kiev, por la expresa prohibición que determinó el ex presidente Trump.

En este informe, los expertos creen que Estados Unidos y Europa, toman decisiones políticas en detrimento de la estabilidad sanitaria y epidémica mundial.

Las autoridades sanitarias de la Unión Europea y Estados Unidos saben que la vacuna Sputnik V de origen rusa, es eficiente e incluso supera a otras. Aparte de ser eficaz (en el 94,8% a partir del día 21 de aplicada  el primer componente, e incluso contra nuevas variantes, según estudio realizado en la población San Marino), no produce secuelas o efectos colaterales y está aprobada en 70 países. 

Resultó ser eficaz y segura (estudio publicado en la revista EClinicalMedicine (una publicación de The Lancet). Además la publicación estadounidenses, Chicago Tribune, reconoció el éxito ruso de colocar la Sputnik V en el mercado mundial.



Richmond. Pruebas exitosas

Lutz Gulner, jefe del Departamento de Comunicaciones Estratégicas y Análisis de Información del Servicio Exterior Europeo,  recomendó a la EMA retrasar la certificación de la vacuna Suptnik V hasta agosto, consecuentemente empresas occidentales amplían la producción y ocupan el mercado.

Los analistas sospechan que algunas autoridades europeas actúan, más como emisarios de grupos de presión y hasta relacionistas públicos de las empresas farmacéuticas europeas, que como funcionarios preocupados por la salud de sus ciudadanos. Muestran intereses por algunas empresas farmacéuticas, para que sus vacunas  ocupen el enorme mercado europeo de 530.000.000  habitantes, a veces pagando precios superiores, a las fabricadas por China y Rusia.

Existe una situación reservada entre algunos Gobiernos europeos y las empresas farmacéuticas, que hacen sospechar la existencia de acuerdos turbios con la entrega de dinero como subsidios, para  la investigación, producción y posterior comercialización de las vacunas.

Hay quejas de Gobiernos europeos por el incumplimiento de los compromisos de fabricantes de vacunas (Pfizer y AstraZeneca  comunicaran que no suministraran al bloque de la UE la cantidad de dosis iniciales acordadas).

En América Latina son nueve los países que, adquirieron la vacuna  Sputnik, y para los expertos internacionales, este accionar se inscribe como  una incursión dentro en una región que EE.UU. considera su área de influencia. Además, el país del Norte trató que Brasil no comprase  la vacuna. Latinoamérica, también está comprando vacunas de China. Esta nueva situación, alarma  a círculos diplomáticos estadounidense.

 

Los analistas aseguran en su informe,  que autoridades y  fabricantes rusos se diferencian de los estadounidenses y europeos, porque están dispuestos a proveer equipos y materiales de investigación a países del hemisferio occidental, para iniciar de manera conjunta la fabricación de la vacuna  Spunik V, En la Argentina el Laboratorio Richmond, empresa de capital argentino, presidido por  Marcelo Figueiras, informó que concluyó la colocación del fideicomiso financiero (u$s 85 millones de Dólares) para la construcción de la planta en Pilar (Provincia de Buenos Aires) donde se producirá a mayor escala la Sputnik V y otros productos biotecnológicos. Los inversores recibirán a lo largo de 20años los beneficios de la producción y comercialización de vacunas. 

 

En síntesis 

 

Analizando el accionar de  estadounidenses y  aliados, en la lucha contra la pandemia, se vislumbra  resistencia a la distribución de otras vacunas y  que siguen en el plano de la geopolítica sanitaria. 

Además, que existe una competencia desleal, digitada desde Washington y desde países europeos contra la estabilización de la situación epidemiológica global. 

Asimismo, la producción y comercialización de vacunas por parte  de Laboratorios Richmond beneficia e incrementa el desarrollo de  la industria de la República Argentina, y le  permitirá a este país Sudamericano, fortalecer su posición como país en la América Latina, finaliza asegurando el informe de analistas internacionales.

 

 

 

 

 

 

 

 

Más Leídas