República Argentina: 1:31:08pm

La semana pasada, en un incendio ocurrido en Palermo se encontraron granadas de la organización criminal terrorista Montoneros. La historia que nos quisieron hacer comprar es que eran “jóvenes idealistas” y que buscaban un “mundo mejor” y por esa razón militares malos y sanguinarios los mataron.

Pero siempre que se publican artículos o entrevistas sobre aquellos jóvenes las únicas palabras que figuran son fusiles, armas, bombas, secuestros, asesinatos, copamientos, guerra contrarrevolucionaria, venganza, muerte e innumerables delitos más. Ninguno de sus participantes está preso y gozan de continuo apoyo progre-mediático, maniqueo y a contramano de la verdad histórica. En ningún lado pude encontrar siquiera un poema, una frase de amor o esperanzadora de estos revolucionarios amorosos y soñadores a los que nadie les pidió una revolución. Se acabó. Ya es hora de que empiecen a rendir cuentas. Basta del curro de los derechos humanos y basta de lavar cabezas, muchas de las cuales y gracias al avance de las redes y algunos –muy pocos, pero muy valientes autores– se escucha la otra campana. 

Juan Manuel Riesgo

DNI 30.868.969

Publicado en La Nación

Más Leídas