República Argentina: 12:10:39pm

El pase a retiro de Srur- que en rigor de verdad estaba descontado desde hacia tiempo- se suma al pase a retiro que solicitaron otros cuatro integrantes de la fuerza: el contraalmirante Eduardo Luis Malchiodi, jefe de Mantenimiento y Arsenales; el contraalmirante Gustavo Vignale, comandante de la Aviación Naval; el contraalmirante Rafael Gerardo Prieto, comandante de la Flota de Mar; y el contraalmirante Bernardo Noziglia, comandante de la Infantería de Marina.

Uno de los cuestionamientos del Gobierno a Srur fue que demoró en brindar información sobre un reporte secreto de la cúpula de la Armada tipeado en Mar del Plata y recibido en Puerto Belgrano. A las 8:52 del 15 de noviembre de 2017, en ese reporte, el primero que sintetizaba la tragedia del ARA San Juan, se podía leer: "Ingreso de agua de mar por sistema de ventilación al tanque de baterías N°3 ocasionó cortocircuito y principio de incendio en el balcón de barras de baterías. Baterías de proa fuera de servicio. Al momento en inmersión propulsando con circuito dividido. Sin novedades de personal mantendré informado".

 Por su parte el diario La Nación sostuvo el sábado (16 dic 2017) que en el contexto de la crisis de la Armada, el subjefe de la fuerza, vicealmirante Miguel Ángel Máscolo, es visto como un aliado de Srur, y tuvo rispideces con los jefes navales de Mar del Plata.

El almirante Srur había tenido un fuerte conflicto la semana pasada con el comandante de Adiestramiento y Alistamiento, contraalmirante Luis Enrique López Mazzeo, el tercero en la línea jerárquica de la Armada, a quien separó de su cargo, junto al jefe de la Fuerza de Submarinos, capitán de navío Claudio Villamide. Ello provocó una renuncia en cadena de los comandantes de la Flota de Mar, de Infantería de Marina, de la Aviación Naval y del Área Naval Atlántica, que pidieron su propio retiro, en solidaridad con López Mazzeo, lo que derivío una crisis inédita en la historia naval reciente.

Según pudo saber (el jueves 14-12) LA NACION, López Mazzeo presentó en las últimas horas un descargo para responder la decisión de Srur de relevarlo. Recusó al jefe de la Armada y le cuestionó que esté "en condiciones de juzgar imparcialmente los hechos por los cuales se me suspende".

Previo a la desaparición del submarino y al estallido de la crisis naval,. López Mazzeo era el candidato más firme para suceder a Srur, cuando hace dos meses trascendió la intención del presidente Mauricio Macri de relevar a toda la cúpula de las Fuerzas Armadas.

Si bien la búsqueda del submarino había provocado un impasse en el cumplimiento de esos relevos militares, el entredicho entre Srur y el resto de los jefes navales, a lo que se sumó la comisión de investigación instituida por el ministro de Defensa, aceleró los tiempos.

 

 

 

Más Leídas